domingo, 21 de enero de 2018

CATALOGO DE BOLUDECES MILONGUERAS Y COMPLEMENTOS INUTILES 2018 -LUSIARDO TANGO CLUB

Si perillanes! Como no tenemos tiempo para andar fragmentando los catálogos cada vez que a las estaciones se les ocurre llegar y son innumerables los amigos a este y el otro lado del oceano que no comprenden el concepto antipódico Invierno/verano-Otoño/primavera lanzamos nuestro catalogo integral de boludeces milongueras 2018. Ajustado a su bolsillo y a su cansancio. En papel ilustración para regalar con dibujos explicativos.  Productos y boludeces que no duran nada, pero  pueden ser el comienzo de una larga amistad, envoltorios de regalos Tutulimusin o posters caseros para la habitación de los jovencitos milonguerines.  Acompañennos!

ADVERTENCIA: EN MAYUSCULA Y SIN COSTE; CONSIGNAS `PARA GRITAR CUANDO LA MILONGA ESTA ABURRIDA O NECESITA PROTAGONISMO (consigne con moderacion. El CATALOGO DE BOLUDECES MILONGUERAS(M) LUSIARDO no se hace responsable de cargosos y pesados)

EL ABRAZO "PERFECTO BOLITA" (Con soporte anti-cansancio)
Basta de codos horadando la nuca. Basta de manos colgando como percheros rescatados de la calle! EL ABRAZO PERFECTO BOLITA con su simple sistema de varillas extensibles que se introducen debajo de la camisa permite un agarre anatómico y la postura enhiesta del milonguero forjado en la fragua de los grandes. Armonía, distinción y practicidad en un diseño ergonómico de acrilicato transparente.  Con este simple artilugio mantendrá la postura y podrá transportar sin inmutarse a un canario y una cacatúa que recite versos de Gagliardi  o loas a su estilo mientras baila Canaro.
- Ay, que hombre más interesante que  es usted Timoteo!
- Si. Telma.  Porque llevo el ABRAZO PERFECTO BOLITA, UN GUANTE PARA LA CINTURA Y UNA BUFANDA PARA EL CORAZON!.
Aproveche la oferta de rebajas! El abrazo, el soporte anti cansancio y la cacatua licenciada en la academia del tango a un precio increible!

BOLSA DE ZAPATOS DESPLEGABLE SILVIA SULCHER.
Parece una bolsa común y corriente fileteada por Mirito Picason. Pero LA BOLSA DESPLEGABLE SILVIA SULCHER ES MUCHO MÁS!  Si no hay sillas se transforma en un coqueto almohadón. Si Compró empanadas de oferta y no tiene hambre puede extenderla en algún parque y paseo para improvisar un picnic en buena compañía mientras ve el amanecer. Si el baño esta lleno de civiles o personas en ropa deportiva o camiseta que están metamorfoseándose en milongueros de diseño disputando el metro cubico a los codazos puede  buscar el rincón alejado en donde ponen a dormir a los niños de los bailarines o a los indeseables y desplegarlo como un biombo para cambiarse en la comodidad y el anonimato.
Y si se le mancho el vestido o la camisa La MARAVILLOSA BOLSA DE ZAPATOS DESPLEGABLE SILVIA SULCHER le improvisa una pilchita de diseño!

EL BAJA HUMOS PATENTADO SEÑOR TOMLINSON.
Vaya con los señoritos! Recién llegados a las milongas y ya hacen valer sus 2(Dos) años de clases como si fueran Naveira y Giselan!  Pero,Pero....Paren a trompito que no le da a una y nos lesiona a los respetables!.Y la muchacha, saca el latigazo  tipo  Indiana  Jones cada vez que hace una volea!
Dejá, dejá Musualdo, que voy a utilizar la aplicacion BAJA HUMOS PATENTADO TOMLINSON. Porque esta maravilla  auna las investigaciones de científicos de la K.G.B.  y los Hougan Haitianos. 89 % de efectividad a cortisimo plazo y sin sospechas. Vaya, que macana muchachos! comienzan a girar descontrolados! Les sale espuma por la boca. Se los llevan! A estos pata duras no les quedaran ganas de hacerse los maestros!. Tecno Magia de la guerra fría pegada con saliva vudú al servicio del que baila con dos giros de frente. A estos artistas se les va a acabar esa soberbia. Ya no se creerán con derecho a despreciar a los otros bailantes. VAMOS TOMLINSON TODAVIA.

EL CON RUMBO TINTO BRAVO  GARANTIDO
Tanto vino y tanto giro me han desviado del futuro prometido y caminado. Pero no importa porque siempre tengo presente el sentido de la ronda con mi aplicacion CON RUMBO TINTO BRAVO GARANTIDO.
No importan las vueltas de la vida, ni los estrafalarios pasos que dé. La aplicacion con rumbo Tinto bravo Garantido , con su exclusivo giroscopio virtual inserto con ideogramas cuneiformes en la realidad  cuántica lo llevara a buen puerto o a un confortable aunque horroroso despertar en su cama.
AHORA SI PUEDO PERDER EL SENTIDO PORQUE LLEVO EN LA CABEZA EL "CON RUMBO TINTO BRAVO GARANTIDO"

DINERO FALSO (super oferta)
Una buena opción para destacar al lado de la barra. Saque su dinero falso con la Cara de grandes milongueros de hoy y de siempre en el anverso y grandes bailongos cerrados en el reverso. Para coleccionar, deslumbrar a sus amistades y entablar conversacion con  las muchachas que disfrutan  una charla agradable con un tipo original . Un surtido stock de plata confiscada a grandes artistasa del choreo y posteriormente retocada por nuestros  PINTORES SIN GUSTO para producir un pequeño capital que en autenticidad  no tiene precio.
Billetes de 5,10,20, 50, 100, 200, 1000 y 468 Milonguines con autenticos milongueros rastreables.
DINERO FALSO 100% CANJEABLE POR BUENOS MOMENTOS! A que si!.
Y si se aburre en la milonga puede divertirse mientras degustan unos buenos moscatos de uva pasa jugando a las :

CARTAS TOPE & QUARTET DE LA MILONGUERIDAD!
Naipes plastificados en hule florido con Los Mas grandes bailarines de hoy y de siempre. Ocho Items  para divertirse sanamente.
MUSICALIDAD - RITMO - CADENCIA - VELOCIDAD - TÉCNICA - IMPROVISACIÓN - ABRAZO - CONEXION.
Te juego mi Chantuchio por tu Marsina! en IMPROVISACION y CADENCIA  No hay carta que le gane!
Y proximamente las TOPE&QUARTET de Orquestas y Cantores. Ja Jar!!!!

G
VESTIDO Y SUJETADOR ANTI MANO LARGA LILITA BUVI.
La joya de la corona, ahora que se destapan los chanchullos de todos esos incontinentes sesesuales que acosan a las muchachas con sus poco milongueras pretensiones. Porque el vestido y sujetador Anti mano Larga detecta inmediatamente aquel apéndice, extremidad o injerencia externa  no deseada que se desvía un poco y provoca una incomoda sensacion. EL ANTI MANO LARGA LILITA BUVI es en realidad una mini plancha de inducción digital que reacciona al roce que llega para quedarse. El aviezo galán notara un calor que en su atolondramiento confundirá con reiki pero en segundos ese bienestar se traducirá en quemadura de Primer grado. 
*CONVERSACION INVENTADA, AUNQUE NO DEMASIADO 
- Hay que ver  cuantos muchachos están peinándose en el baño con los dedos, Telma
- No, Rumercia. Intentan calmarse las escoriaciones pasándose las quemaduras por lo pelos como les enseño la abuela. A estos ni el dentífrico los salva. Permitime un minuto  que tengo que desconectar el mecanismo del VESTIDO SUJETADOR LILITA BUVI. Otilio, viene Lanzado!

Y si les da hambre después de la milonga accionando el selector supervivencia del vestido podrá compartir con Otilio un chocolate caliente o unos huevos rancheros! 
VESTIDO Y SUJETADOR ANTI- MANO LARGA LILITA BUVI. NO META LA MANO AHÍ. NO META LA MANO( AL MENOS SIN PERMISO)


CATALOGO DE BOLUDECES MILONGUERAS Y COMPLEMENTOS INUTILES 2018 LUSIARDO TANGO.CLUB
PRODUCTOS 100%40 GARANTIZADOS(EN LA FOTO)
VAMOS TODOS A COMPRAR!

COMO AFRONTAR LAS FIESTAS SIN PERDER LA MILONGUERIDAD - Por Nicanor Rumiseldo Paredes (facebuquero senior)

Fiestas. excesos. La milongueridad corre peligro. los convites y los agasajos se suceden sin pausa. Aquí le damos consejos cortos para no quedar como un sanguango y perder  esa aura misteriosa que muchos llaman "Saber estar"
1- Si le es imposible pasar por su casa después del agasajo y antes de la milonga debe ir equipado con un kit de supervivencia en la bolsa de zapatos utilitaria: una camisa arrugable en una bolsa del mercadona, pastillas de menta, calcetines, una toalla, un termo con café y sal. En el bolsillo con cierre del abrigo un par de billetes para imprevistos y su dirección anotada, junto con calles aledañas. Conviene tener un peine y una tirita, idealmente.
2 - Nunca vaya al agasajo estrenando un traje. Conviene que se lleve una chaqueta casi a punto de jubilacion, unos pantalones de tiro alto, con tirantes, para evitar las miasmas del baño y una camisa baqueteada. En estas fechas abundan las salpicaduras y las devoluciones. y si el traje tiene que acunar un charco con su cuerpo dentro es mejor que sea un poco impermeable. La vuelta a la realidad suele ser dura y la factura de la tintorería aun más.
3- Conviene que salga del banquete antes de ver la realidad como un prisma fragmentado. Deje la cesta y las bazofias que los optimistas identifican con regalos del amigo invisible  a alguna compañera de buen ver, con la que tenga aspiraciones a largo plazo. Diga que tiene que ir a bailar en el "hogar para niños abandonados por adictos a tangomaratones o festivales de fin de año"  o en el "museo de las glorias milongueras" y que esas tristes baratijas podrían alterar a los pequeños o a los jubilados  y transformarlos en zombis aullantes. No intente pasarse de vivo con el aura romántica del bailarín humanitario, o el desengaño posterior será peor.
4-  Antes de llegar a la milonga entre a un viejo bar, pida un café cargado y una soda de litro para prevenir la des-hidratacion de los espirituosos. Vaya al baño. Sitúe la cara frente al espejo. Ve los ojos y grandes superficies de su cara enrojecidas o inyectadas en sangre? ve sospechosas colgaduras amarillentas tipo turrón haciendo un puente entre las comisuras y la chaqueta discreta? Ve?
Si no llega ni siquiera a identificar su rostro es hora de apelar a un taxi con los billetes salvavidas y haciendo un ultimo esfuerzo para recitar la dirección que lleva anotada, junto con la ruta - aunque depende donde este por ahí eso lo delata más -  acostarse a dormir cómodamente en su camita. Muchos grandes milongueros obstinados en su resistencia han terminado decorando los suelos con su miseria. O sufragando giras en países lejanos.
5- Pero si usted es cabezon, persistente y se complace en su reciedumbre  habrá que emprender medidas  correctivas. Sin abandonar el baño diga en voz alta y sin modular "Atrás quedaron aquellas tandas rutilantes de Tanturi y Troilo" Si suena algo así como"atsrsrasqueeuensososotanrurieisntrieiellopnnsss" y su empeño le saca una voz grave y arrastrada es hora de apelar al termo con café con sal. Abandone la zona común. Encierrese en el cubículo, dele cinco tragos gordos. El café con sal es un poderoso emético. Arrastrara sus penas y su congojas y lo purificara de excesos. Repetimos. Abandone la zona común o no habrá modo de contener el torbellino de emoción y de asadura. No llegara de ningún modo al  amigo inodoro y contribuirá a la miasma, corriendo además el peligro de resbalar en su decadencia. Limpiese los labios con papel higiénico, apliquese una mano en los ojos. Palmeese la nuca. Calmese. Es hora de volver a la normalidad.
6 - Ahora, una vez expulsada la inflamacion - pero no la intoxicacion, que ya viaja muy oronda en su sangre - es hora de recobrar la postura. No dude en cambiarse la camisa. La depravacion llega a lugares que usted no ve.   Para la vertical  es preciso  ajustar los tirantes. La presión en los hombros lo anclara a la tierra cimentando su eje y la presión en la barriga impedirá que la misma escape como un bulbo extraño y Lovecraftiano.
7 - Hidratese por dentro y por fuera. Inundese la nuca, la melena o la calva. Que las aguas del mar rojo bañen de frío su exaltacion. Quitese los excesos con las manos, el peine y movimientos perrunos. Utilice la toalla que lleva en la bolsa. Si amigo Milonguero. Llevar canas de papel higiénico por no haber previsto este útil accesorio, es casi tan penoso como arrastrar los bajos del pantalón llenos de humedales con sus correspondientes criaturas. matando los pivots y los giros en la pista. Pantalones altos. Lo recuerda? Salga del baño. En el melancólico pasillo penumbroso lustre los zapatos con la camisa desechada. Pongala en la bolsa de plástico del mercadona. Que no contamine sus zapatos de bailar con los restos de la bacanal.
8 - Vaya a la barra. Tome el café y la soda. Intente una mini dialogo con algún parroquiano ocasional. Si el tipo lo mira raro vuelva a entrar al baño. Obsérvese nuevamente en el espejo. Ve algo parecido a un humanoide que lo observa desde el fondo de un planeta acuoso? Es hora de reconsiderar la opción del taxi y volver a su casa. Si por el contrario ve algo asimilable a un milonguero eufórico puede seguir adelante y autoengañarse pensando que las fiestas se llenan de seres hostiles que no lo comprenden.
9 - Ahora le toca el turno a las pastillas y al frío. Camine hasta la milonga. Que la conciencia vuelva a raudales o  lenta, pero vuelva. Repita paso,gancho, sanguchito,giro, como una letanía hasta 20 veces. Encomiendese a San Finito Escabiadin, patrono de los milongueros. Situese mentalmente debajo de 50 hilos que lo sostienen y un traje blindado. No intente saludar festivamente a otros paseantes. Puede recibir una paliza o una amistad babosa. Que cada uno se haga cargo de su realidad sin molestar.  Es hora de milonguerizar los conceptos.
10 - Entre a la milonga decidido y acomodese en una silla que no reciba iluminacion directa. Si se siente seguro quedese acodado en la barra, pero sin pasarse con el trago. Cabecee sin ostentar, naturalmente. No vaya a ser que vuelvan los efectos del café. Salga a bailar con desconocidas, extranjeras mejor. Así se ahorra de pasear sus farfulleos e incoherencias. Hasta que recobre la compostura no se le ocurra hacerse el artista. Paso corto, medido, abrazo justo. Sea sobrio. Que los payasos se caigan. Que los exaltados filosofen sin sentido. Usted es un estandarte, un símbolo de la milongueridad, aunque este a media asta.  La milonga es larga y hay que llegar al final con decencia y sin caerse. Acuerdese de la resaca y solo brinde mojándose los labios. Aunque en la ronda sienta un calor abrasador no cometa el error de desprenderse la chaqueta bajo ningún concepto. Un botón flojo camisero es casi como una estrella ninja es estas fechas. Y no queremos después afrontar resaca y juicios. 
11- No fuerce su alegría. No fuerce su cuerpo. No fuerce.
Un abrazo milonguero y buenas tandas para el año que viene.

El Milonguero que enrollaba inviernos


Llegó "al Oriental" casi con el ultimo tren de la milongueridad turística, cuando apenas quedaban pacs de tango con el emblema del C.I.M.  lamentables bolsitas donde se asfixiaban el choripan recocido, almanaques con postales de milongueros que ya no vienen más y un llavero con zapatos masculinos o femeninos con el insidioso logo del consorcio y el nombre de la milonga apenas sugerido. Cuando se iban los últimos toxi-tangos dejando al borde de la pista su mugre de tarjetas y negocios. Cuando comenzaban los combates en serio en el ring de los "Titanes de la milonga" y los demonios se soltaban por fin, sacudiéndose el almíbar de la pose en épicos contrapuntos de madurez y maña afrontando a la orquesta enlatada con la ventaja de mil tandas repetidas. Traspiraba frío, el  pantalón mojado en los bajos por la lluvia y la inclemencia viniendo a secarse en el calor del micro clima entre el terraplén, bosque y sanja. Con los zapatos de bailar puestos, para ablandarlos pisando las calles. Acostumbrado a zapatillas, sin bolsa, ni firulete, de esos que han deambulado por la periferia de  los bailongos sintiendose comodos en todos pero sin quedarse en ninguno. Fue derecho al derredor de  la barra estandar donde se mueven los sociólogos del comentario, los sibaritas del vino de rebajas, los que en invierno se ponen abajo de la reglamentaria camisa milonguera los negros estandartes de festivales veraniegos  por si hay que volverse un poco loco o romántico en plan desprolijo. Donde van  los milongueros mercenarios que bailan Pugliese, rock y cumbia y todo bailan igual. Ya tendría tiempo de pasar por la barra parrillera, con su folklore de desdichas y sus mito lógias pletóricas de símbolos pegotes. Se regodeo en la feria de zapatos salidos recién del horno y con la marca roja  de la navidad en el cromo. Pidió una cerveza artesana "Porteñito(r)" macerada en la misma olla donde se cocieron lentejas memorables. Pidió otra. Cabeceo  a una beldad oriental - pero de la banda y no del continente - y ahí salieron los dos a Donatear cerca del poste central donde las pantallas cuadroramicas pasaban "Fermin" en versión Turca con mas intensidad que la de Alterio y el molesto cartel de tanda y tren rebajando emoción. Al elevar los brazos al abrazo, la chaqueta subió mas arriba de los bolsillos traseros del vaquero revelando dos bultos cilíndricos. "Volvió el criollo de avería con el puñal de sisa en el vaquero" dijo Ricardo "Tumbale" un anónimo elemento que es como la Sagrada Familia, en años,  abrazo helicoide y  claroscuros.  No le vimos edad para esos trances. Hace tiempo que los bailantes no clavan los cuchillos debajo de las mesas. Ahora con suerte se apuñalan a comentarios en las redes sociales o se ganchean en Darienzos sangrientos. La distancia mas corta entre dos puntos es una recta. Karina que bailaba con el, haciendo eco del mudo interrogante le pregunto directamente que llevaba. Pablo, que así se llama el milonguero, miro a lontananza, sonrió, movió sus ojos hacia su realidad interior y luego de un segundo contesto: "Tengo todo el invierno en el bolsillo" Anote por costumbre la frase en la tablet para el archivo de sugestiones y dije al corro de los muchachos Lusiardianos que por los excesos compartian conmigo solo la mini picada de cinco platos con cabernet y sin achuras ni pan.
  - Fijense. En su aparente juventud este hombre ya tiene en el bolsillo la experiencia de muchos desengaños, ha buscado el cariño en el abrazo, como quien busca el fuego en medio de la nada, se ha calentado en el. Ha visto los espectros saltar entre las ascuas y al morir el resplandor ha juntado las brasas del espíritu caldeado. Y como nuestros hermanos los aborígenes lo ha guardado en el hueco del cuerno, sellándolo con estopa para afrontar la larga marcha y poder reproducir ese calor de la fogata en las milongas que no tienen alma.
Romulo Papaguachi que  salio de su refugio para brindar por las fiestas comento - Ese muchacho esta en manos de malos profesores y tiene un rollito con las secuencias y los pasos que corresponden a cada orquesta bien anotados para no olvidarse.
 El filosofo Diogenes Pelandrun casi eructo su pensamiento -   Normalmente la belleza impacta. Y te deja descolocado unos diez segundos. Siempre hay que tener  recursos en el bolsillo para responder a las mujeres, que son más inteligentes. Es de sabio llevar un buen disco externo para reducir lo que yo llamo "el lapso de tontería"
- Que viene a ser?
- Lo que es. El intervalo mínimo adecuado para catalogar a un tipo como genial, interesante, normal o innecesario. 
- Hay medida para ese lapso? -  quiso saber Piton Pipeta, que es un teórico de la inteligencia.
- No. No. Depende de cada cual -  Pelandrun tomaba el cava con un hielo alternando con chupetines antiácidos -  El bobo normal intenta salir del paso con graciosidades espontáneas. Se entierra bajo sus chistes malos y pasa la vida así.
-  Pero si viene con el ayuda memoria y la frase hecha puede que se embarre más.
- Un tipo sabio vendrá con las palabras guardadas en el pecho y la emoción de la locura cabalgandole en las sienes. Estará listo para el verso desesperado y...
- Y por ahí con tanto despliegue se le escapa el romance como siempre Catulo. No. El tipo sabio escucha. Habla lo justo. Y actúa en consecuencia.
- Pero entonces que es el disco externo?
- Un bolsillo lleno de secretos.
- Ah. Entiendo - dije sintiéndome hermanado casi con el filosofo - Caramelos de leche. Dos hojas con garabatos prensando otra hoja, pero seca. La foto del abuelo. La entrada de una pelicula. Un boleto de colectivo casi capicúa. La llave de un bunker. Y un pañuelo envolviendo una pastilla de jabon con la cara de un ángel. Algo así Pelandrun?
-  El bolsillo lleno de secretos es lo que usted quiere que sea. Lo que importa es que le sirva, Catulo. - - Pues a mi me parece que tiene un kit obligatorio de supervivencia en el bolsillo. - Piton Pipeta jugaba desganado con la mayonesa y un trozo seco de chorizo -  A saber: un bocadillo en papel aluminio, una linterna y una toalla.
 - Una toalla?
-S.i. Lo lei en "La guia del autoestopista galactico". Por las dudas siempre hay que llevar una toalla. Aparte  de seguir las cosas como están pronto habrá un apocalipsis de milongueros zombis. Y hay que estar preparado.
Termino la tanda. Los bailantes se restituyeron a la periferia de la barra, a resguardo del fuego enemigo. El Fermin Turco y el Ciempiés se re-encontraban sobre un cartel que anunciaba "Se vienen las milongas de Raciatti."
 Me fui al baño tuneado con las caras de los grandes. El espejo metido en la sonrisa de Gardel me devolvió la mirada. Mientras me secaba las manos con un papel extraído del bandoneon de Troilo lo Vi a Pablo que sacaba del bolsillo un rollito y cortando un poco de papel procedía a sonarse los mocos.
 -Si tengo que salir con pañuelos con este resfrío estoy frito. - dijo.
Pensé en las interpretaciones, en las palabras, en las fabulaciones. En las costuras del mundo que apuntalamos con la aguja platoniana que nos facilita el cerebro.
El otro bolsillo abultaba menos. Quizá llevaba  los poemas escritos en apretada letra.
O por ahí otro rollo de papel higiénico de repuesto.












EL MILONGUERO DISNEY

Castor y Polux Gigena, los camareros del bar "Roñoso" nos recomendaron entusiastas al nuevo Bartender,  "Artista" avalado por Rudecindo Mamerces, dueño del lamentable establecimiento pre-milonga  donde  recalamos todos los viernes  con la esperanza de ver terminada "La Troila Firpini" que el ballet  campestre de los Yumper ensaya a perpetuidad. Eramos Piton Pipeta,  Diogenes Pelandrun y "los servicios milongueros 24 horas" Vieytes y Luconi, que en fechas navideñas muestran su lado sensiblero.  En todo el ambiente se palpaba una claridad en la mugre, como si se hubiera abrillantado la pelusa.  El barniz nuevo de las mesas mataba el olor de los soñadores recalcitrantes. Versos  traídos de casa y tallados con cincel suplantaban  las habituales incontinencias verbales  de hombres heridos por la realidad y boqueando su rabia de costado.  Los afiches de  fallidas promesas no cumplidas de la canción presentaban un desnivel gráfico que les quitaba su patina de mito.  La  carta de tragos venia impresa -no escrita- sobre cartón corrugado. Un detalle que parecía encantar a a un tangocontingente vestido con diseños pret a porter  chillón. Supusimos que serian  los que hacen el recorrido en el tren de la milongueridad  fletado por el consorcio milonguero. Bailantes de dos tandas en cada parada. Turistas del souvenir con choripan chimichurri Take away comprado en nuestra  "Milonga del Oriental"  globalizada. Tendríamos que haber visto las caras de la concurrencia antes de pedir. Pero como teníamos tiempo nos arriesgamos con un "Pibe Ernesto"( - vermut y esferificaciones de menta)  un  "Francini-Pontier" (gin con granizado de granadina)  una media pinta de  Arolas (cerveza gasificada con espuma de champan en taco fino) y dos Molina Campos (menta y anis en obleas) Todo aderezado con baya de endrino. Doble racion en el caso de Vieytes y Luconi.
 La naturaleza del error estriba en la falta de clarividencia y la posterior e inútil enmienda mental. Todos somos sabios después del fallo. Cuando nos sirvieron los tragos engalanados con Gardelitos plasticos les dedicamos toda la atención que merecían conteniendo la respiracion y buscando el sabor en las cosas que flotaban en los vasos.
- En la antigüedad clásica las estacas de endrino  eran las mejores  mata vampiros. El autor de esta basura  nos consideran de esa misma raza. Es un  atentado al gusto, adormece la boca y el cerebro - dijo el Filosofo Pelandrun mientras pedía una segunda ronda acompañada por papas Bribón con ketchup picante y medio sanguche de milanesa, que no salio aceitoso ni nocivo, sino mas bien con una consistencia plástica.
-  La antiguedad clásica. Siglo V mas o menos?
- NO.NO. Los años 60 con las películas de la Hammer. Antes usaban piedras.
Rudecindo Mamerces dueño se acerco entonces con algo que calificamos como el hijo de un chaleco y una chaqueta marrón. *El Roñoso. Dueño* decían las mangas bordadas.
Ya habíamos visto una aberración similar en la persona de Riquelme:* El Oriental -Manager* . Diseño del  C.onsorcio I.nternacional M.ilonguero.
- Usted También Rudecindo,  hijo mio? -  dije. La venta de versos  me reporta mas frustraciones que beneficios, además de mantenerme en un depresivo bucle tópico.
-    No se ofendan  pero si fuera por lo que consumen ustedes,  los desesperados de la milonga y los bohemios  ya hubiera cerrado hace rato. Los conocedores que venían antes por la comida y el tango dejaron de aparecer. Así que no vengan a reclamar. El Consorcio me hizo una oferta interesante.
- Pero nosotros formamos parte del "Pintoresquismo rústico" de la guia gatronomica! Si "El Roñoso" se transforma en un bar de aeropuerto con ligeras reminiscencias tangueras la flor y nata de la milongueridad dejara de venir.
- A quienes se refieren? Al cura que se robaba las limosnas para milonguear? A los milongueritos del Amor,  que solo se comen una pizza cada tanto con soda?  A los viudos de Goyeneche y Troilo que se rompen la garganta y los dedos sin dar una? No muchachos. La guia Gastronómica se fundió hace rato. Y los que se mataban con las milanesas no aparecieron más.
- Literalmente Hablando, Rudecindo. Su cocinero Cristino  camina al borde de la ilegalidad con lo que sirve. Pero Meterse con Cacho y Pocho!. Pobres angelitos sin cariño.
- Si,Si. bien que se han alimentado estos años. Pero con el consorcio ira mejor. Me ofrecieron la oportunidad de participar,  estar conectado a  la movida milonguera.
- Cambiar las milanesas aceitosas por Milanesas plásticas y el encanto de la bohemia por poligriyos disfrazados de artistas?  No. No. Le exigiran cantantes horrososos como Osvaldo Malandra.
- Ustedes digan lo que quieran. Pero el mundo real cambia. Y hay que subirse al cambio, comerse el orgullo. Ahi mismo esta la parada del tren milonguero. Van a venir, como en los viejos tiempos.
- Pero que esta diciendo? Si ni siquiera hay vias!
- Ignorantes. Todos estos son del tren anterior -  Los del grupo chillón se hacian sacadas en milongas de Vidal.
- Una parada ahi?  Nos viene justo!  En un rato nos vamos en el tren,  bajamos por el apeadero cerca de la parrilla y nos regalamos con una parrillada dorada por la mano de Pococho. Y Pelandrun se ahorra el gasoil de su coche tanguero -  En corta distancia Pipeta  comienza a flojear como Romulo Papaguachi,  recluso invernal   en su monoambiente decorado con viejas partituras y fotos de bataclanas con las que asegura haber tenido romances.
- Si. Muy comodo. Nada de mística. Bajar del tren de morondanga y casi caerse sobre nuestra mesa. Con lo que me gusta a mi entrar a milonga y proyectar ese halo misterioso con el que se encandilan los principiantes.
-   Mucho criticar Catulo. Y el primero que quiere hacer una pasarela de diseño es usted. Si hay tren yo me subo - afirmó Pipeta.
- A que si Pipeta?  Les gustaron los tragos? Mi muchacho se paso toda la noche creando.
- Su... su hijo es responsable de... esto?
-  Son... personales.
- Y, sale al padre. Permiso. Tengo que adecentarme cuando llegue el trencito -  Rudecindo salio orgulloso hacia el mural inmenso pintado por el mismo "artista" en donde los milongueros alternan baile con querubines enchastrados en dulce de leche. Notoriamente al fresco se le veian unos trazos raros. Como si Boticcelli Hubiera arreglado cualquiera de los cuadros expuestos en el Museo del Arte Malo de Massachusset.
- Pero Este hombre no se da cuenta?   El consorcio es como una Franquicia! No tiene alma, ni mística. Esta unificando los lugares milongueros, transformándolos en fabricas de felicidad coloridas. Y cuando lo hayan cambiado todo no va a quedar nada de ese espíritu, ese irresistible halo  medio hereje de la milongueridad - Estallé.
- El consorcio es como  un grano de sal en la cerveza  - Da euforia y mantiene alejada la resaca pero no sirve de mucho. Porque al otro día el supremo maestro que es el dolor no está. Y el hígado se acostumbra al exceso.
- O esos que hierven el vino. No se le ve el alcohol por ningún lado. No tiene gracia.
-Que dice Pipeta? Hervir el vino?
-Hay gente para todo. Pero es un síntoma Diogenes, Esto se esta llenando de Milongueros Disney. Gentes que viven en un mundo de fantasía con amiguitos que bailan igual que ellos, con vestiditos y trajecitos de color, mágico mundo de color. Igual que el canal.
-No se. Mejor diría Bailarines Disney. Hay algunos fantasiosos que piensan vivir del tango solo por la pilcha. Pero son los menos. Es verdad que cuando le dan al trago de más ven amistosos animalitos antropoides con ojos tiernos que les susurran al oído lo grandes que son. Pero al rato el animalito amable se transforma en el pato Donald. Y su grandeza se vuelve edad.
-  "Yo hace dos años que bailo. Ya no tomo clases" me dijo uno el otro día  Se creen magos cuando apenas llega a aprendiz de brujo. Pero no importa, parecen amistosos,  tienen la mueca eterna de un muñeco, bailan como el culo y con soberbia.   Y además piensan que por su buena onda las mujeres se sentiran como princesas en su abrazo.
-  Princesas. Esta lleno de princesas.
- Se creen princesas por su belleza y porque aprendieron  adornos. Esperan al principe de la tanda y casi no alternan con la comparsa grotesca, que viene a ser casi todos.  Se rodean de una corte de amigos cuyas verdaderas pretensiones son "entrecarnales". Y el principe no viene. O termina siendo un golpeador.
- Yo hablaba de princesas tipos. Sentados en el trono relojeando lo que hace el populacho y la corte.  Y cuando condescienden a brindar al mundo su baile se regocijan en su saber sin permitirse una pausa para el disfrute.
- Como esos  músicos del metro que tocan en el violín "Por una Cabeza" con mucho adorno y todo seguido pero sin ponerle esa pausa, ese...dolor.
 - Resaca más bien. Tengo arrugada la cabeza por cada resaca. Mi corpus filosófico se arrastra como yo por la resaca.
-  Pero entonces podemos tipificar dos clases de Disney: los Disney de la realeza y los pelmazos simpaticones, entre los que también abundan los animalitos graciocines.
- Se están yendo de rosca. Cada cual baila como le sale. No hagamos un nuevo "Para leer al Pato Donald".
- Debe ser el endrino.  "Para bailar al pato Donald". Dorfman vuelve. Pero Donald era Milonguero de verdad. Vivia solo, al borde de la ruina, sin hijos y era un desastre.
- Hay milongueros y milongueros. Pero el Milonguero Disney es diferente. Quiere ser como Donald, tener la valentia del Rey Leon y ser popular como Mickey.
 - Insisto en lo de bailarin Disney, Catulo. De milonguero no tiene nada. Lechugueros  con ínfulas. Uno lo ve venir con sus pantalones de diseño, su traje, su postura, el peinado conveniente y un poco atorrante. Un bailarín de documental y pose. Y cuando se pone a bailar aparece el dibujito.
- Odio el Mundo Disney. Odio las princesas - Luconi sorbía ya el fondo de su trago -  Disney me engaño toda la infancia. Cuando ponían la propaganda  en la tele  aparecía siempre el pato Donald o  el Tío Rico.Y los tres sobrinos repelentes y sabihondos. Donald la tenia clara. Los mandaba a pedirle guita a la casa del Tio Rico y junar claraboyas por donde entrarle a la pileta de dolares. Estaba compinchado con los chicos malos.
- Nosotros somos de los chicos malos - acotó Vieytes con los ojos agrandados y sanguinosos.
- Pero Mickey no.  Mikey era una rata sin gracia- prosiguio Luconi, con el mismo gesto enrojecido de su compañero -   Unos buenos dibujos y la pizza de la abuela. Cuando empezaba  aparecía el castillo, campanita y después ponian una película con las aventuras de una mofeta,  un oso haciendo cagadas por el camino o unos hurones yendo al circo. Con un locutor hablando. Y el dibujo no aparecía.
- Y Ahora se metieron con  la Guerra de las galaxias. Cualquiera puede ser Jedi en media hora si es lindito. Todo un carajo. - había una curiosa empatia adolescente en aquellos energumenos - Todo un carajo!
- Tranquilicense muchachos. A todos nos robaron la infancia.
 - Ya llega! Ya lle Ga! - Marsulio Mamerces, el hijo de Rudecindo salio entonces de la barra haciendo sonar una bocina con los acordes de "Melenita de Oro" Llegaba una camioneta tuneada arrastrando tres vagones, como los trencitos donde llevan a pasear a los pibes en navidad.  Tenia todas luces rojas. En la parte delantera los focos iluminaban las gafas de Di Sarli. Cada Vagón venia medio lleno y en los estribos había dos taxitangos disfrazados.
Vieytes y Luconi saltaron enseguida.
- No lo puedo creer. Pusieron al ratón Mickey asqueroso
- Y al perro Plutopedorro
- Pero que dicen? Son dos tipos haciendo de  Castillo y Troilo.
- Disney y la recalcada c.arrrgghhh - Los dos saltaron como matones de la mafia al encuentro del tren para pelearse con los pobres tipos, a los que en su locura habían confundido con muñecos.
 Castor y Polux se unieron a la pelea para defender el tren. No hubo manera de separarlos. Cuando llegó la policía el  Disarli estaba todo abollado, los tangueros de diseño huidos  y Troilo tendido con Castillo al lado de la parada polémica quejandose sin bandoneon.
Rudecindo lloraba amargamente en el mostrador - No. No. Me van a  sacar del Consorcio. Me quitan la chaqueta...Y el personal tambien.
- No hay que alentar a estos primitivos.  Fijense las consecuencias. Toda turba comienza así. El imperio siempre contraataca - agregó lacónicamente Pelandrun.
- Si por lo menos se la  hubieran agarrado con algunos toxitandas...
- Creo que les pegaron mal las bayas de endrino racion doble.
- No.No. En navidades salen a repartir volantes y sopapos. Son...asi.
- No se que es peor. Los muñecos Disney o los tangueros de felpa.
- Llegara un día en que no se podrá distinguir la diferencia. Eso, sera peor, Catulo.   Y aunque nos pese nosotros somos los milongueros Disney. Nos alimentamos con la fantasía de creer que la milonga sera una recreación de la edad dorada. Y no. No. "Omnia Mutantur. Nihil Interit". Nada se pierde, todo se transforma.  Aunque yo lo agregaría Nada se pierde aunque recalentadolo demasiado  su destino es dudoso. Vamos. Es hora de ir al "Oriental".
Pagamos y nos fuimos al encuentro de nuestro querida milonga. Pelandrun tenia el coche cerca. Quise caminar  al encuentro del "Oriental" para darle un pretexto al frío que sentía. Pero me subí al tangomovil y me adormecí soñando con  pasados nuevos.